El falso documental “Operación Palace”, de Jordi Évole, una parábola apta para demócratas

Manuel Mora Morales

grf

Desde la Biblia hasta el falso documental “Operación Palace”, de Jordi Évole, pasando por las imágenes de Salvador Dalí, el escarabajo de Franz Kafka o los tigres de Jorge Luis Borges, las obras de arte son consumidas a través de una lectura literal o bien se interpretan desde una perspectiva más amplia y más activa, aproximando el pensamiento a los mensajes crípticos, es decir, a los símbolos y a las metáforas. De ahí que el mismo contenido de una obra produzca tan diversas reacciones en idénticos receptores que no dudarían, sin embargo, en ponerse de acuerdo si estos mensajes hubiesen sido emitidos de manera más simple, en el caso de que ello hubiera sido posible, que no siempre lo es.

Estas divergencias tienen parte de su origen en que para interpretar los aspectos irónicos, satíricos o teleológicos de algunas obras hay que manejar una cantidad de información que no siempre…

Ver la entrada original 606 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s