libros-libros-libros-6 Corazón de Ulises

corazon“¡Feliz quien, como Ulises, ha hecho un bello viaje!” dice un famoso verso. ¡Tres veces feliz, pues, quien, como Javier Reverte, lo hizo y comenzó a escribir su crónica en las playas isleñas de la homérica Ítaca, y lo concluyó con una visita a la egipcia Alejandría…”

Carlos García Gual

Prólogo de la edición

Llevo tiempo queriendo hablar de este libro, pero las burradas que pasan en este mundo, o las cabronadas que nos gasta nuestro amado gobierno, hacen que me resulte difícil hablar de algo, simplemente agradable.

Para mi, leer este libro, su descubrimiento, fue una gozada. No soy lector de los llamados “libros de viaje”, mejor dicho, no era lector. La lectura de este libro, y luego otros del mismo autor, me hicieron amar un estilo de literatura a la que antes rehuía. Claro que no es lo mismo leer las opiniones y descripciones sobre África de Javier Reverte, que las de un británico del siglo XIX.

Este es una preciosa y mesurada mezcla de sus opiniones sobre la Helade, su historia, filosofía, la paideia y la visión de la actual. Estamos tomando un exquisito pescado recién sacado del mar “a la espalda”, como La patría de Ulisesrevivimos los sucesos del lugar donde estamos. Una delicia, no es ninguna tontería ponerlo en la mochila cuando uno pretenda acercarse a dicha civilización.

 

Ahora caigo, que en su viaje, le falto ir a la Magna Grecia.

“He llegado a Ítaca hace unos días y en breve prepararé mis bártulos de nuevo para
llegarme hasta Alejandría, el último destino de mi periplo antes de regresar a España. El camino que he dejado atrás se me hace hoy muy largo en el tiempo. He recorrido el
Peloponeso, las aguas del Egeo, la costa oriental de Turquía y las orillas del mar Negro.
Regresé luego a Grecia por el norte y descendí para detenerme unos días en Atenas. De allí, viajé hasta el extremo occidental del canal de Corinto y navegué hacia la isla de
Ítaca, en la que ahora me encuentro. Queda la escala final del viaje: la ciudad egipcia de Alejandría, donde se cerró aquella esplendorosa civilización que fue la griega.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s